Blogia
J. C. García Fajardo

NO A LA PENA DE MUERTE PARA NADIE EN NINGUN SITIO NI CIRCUNSTANCIA

En este Blog estaremos siempre en contra de la pena de muerte. De quienquiera que sea, en donde sea y cuando sea. Es una bestialidad, es inhumano. Ni los animales retienen a otro de su especie para exterminarlo en frío, al amanecer y con toda alevosía. Ni Stalin, ni Mao, ni Hitler, ni Pinochet, ni Menagen Beguin, ni Videla, ni Bush... pueden ser ejecutados por pelotón alguno. Merecen un justo juicio y una sentencia adecuada a sus crímenes pero nunca la pena de muerte. Es vergonzoso que la Unión Europea como una sola voz no se alce contra este juicio inicuo, sin garantías procesales, asesinandole a cuatro abogados de la defensa y sin respeto al ordenamiento internacional vigente. Encima, era un militar de carrera y pidió no ser ejecutado en la horca. Vileza sobre vileza. Pero sobre todo, no a la pena de muerte de ningún ser humano. Que no protesten ni China, ni Rusia, ni Japón... era de esperar pero las auténticas democracias no pueden permanecer calladas. Y nuestro Jefe de Estado, una vez más, matando osos, borrachos de vodka, en Rumanía y sin defender los DDHH a los que nos hemos obligado en la Constitución y a la UE. ¿Y el silencio clamoroso de la Conferencia Episcopal y de las organizaciones pro-vida? Precisamente, porque se trata de un dictador que cometió crímenes, es cuando simbólicamente tendríamos que alzar todos nuestra voz. Protestar ante la ejecución de un inocente no es dificil, de lo que se trata es de defender de derecho a la vida en todas las circunstancias. Ah, pero seguirán encendiendo velas y tirando piedras contra cines en donde se proyecte alguna película que no les guste en temas de aborto, divorcio, parejas de hecho y a todo lo que pueda afectar a su control de la educación, de las mentes y a la defensa de sus privilegios. Jesús, ni Buda, ni Ghandi ni tantos otros, jamás hubieran permanecido en silencio ante un horror como la ejecución de una pena de muerte. Para mayor escarnio, Sadam fue durante años el hombre de EEU para alejar a Iraq de la URSS, la CIA le ayudó y lo armó contra los kurdos y contrea los chiíes, todos los países árabes con Egipto, Arabia saudí y los Emiratos lo armaron y sostuvieron en la terrible guerra con las ayatolahs de Irán que amenazaban  el comercio del crudo. Está escrito. Como la traición de Kuwait que los ingleses desgajaron de Iraq y que se había comprometido a no sacar petróleo de unos pozos en litigio cuyas bolsas estaban en terrritorio iraquí. Mientras los iraquís se mataban contra los iraníes, los jeques árabes y EEUU pretendían indemizar a Sadam por la destrucción de sus refinerías en Basora y de sus pozos en  el Norte. Le engañaron y se aprovecharon de que era el único estado laico, socialista/baas (junto con Siria) y que mantenía a raya cualquier tipo de terrorismo fundamentalista. Hay que leer la Historia. Leed www.guiadelmundo.org.uy en los apartados de Iraq, Siria, Qwait e Irán. Después, quisieron desembarazarse de él y ocurrió lo de la Embajadora de EEUU en Bagdad etc etc. Que Sadam fuera un dictador y responsable de crímenes de guerra, nadie lo duda. Pero no constituía una amenaza contra el mundo y mucho menos contra EEUU: no tuvo nada que ver en lo del 11 sept, en donde sí tuvo que ver la incondicional proamericana y teocracia dictatorial de Arabia saudita. ¿Qué país tiene derecho a invador a otro, destrozarlo, asesinar a sus gentes civiles por decenas de muillares, destruir sus fuentes de riqueza y todas sus infraestructurasmillares , a implantar la tortu en las cárceles de Abu Dhraib y tantas otras y a fomentar los asesinatos selectigos que tanti gustan a su aliado Israel.

Amnistía Internacional ha condenado la decisión del Tribunal de confirmar la pena de muerte contra Sadam y ha advertido de que los procesados fueron condenados tras un juicio "profundamente imperfecto e injusto".
El presidente del Gobierno, José Luís Rodríguez Zapatero, ha asegurado que nunca defenderá la pena de muerte ni siquiera para el "peor político", pero ha considerado que los dictadores "deben responder de sus acciones". Rodríguez Zapatero ha respondido así a una pregunta sobre la condena a muerte del ex presidente de Irak Sadam Husein, quien podría ser ejecutado en los próximos días. "Creo que todo los dictadores deben responder de sus actuaciones", ha dicho Zapatero, quien ha reconocido que esto "no siempre pasa en la historia". "Pero nunca defenderé la pena de muerte ni siquiera para el político que peor se haya comportado en su trayectoria; estoy en contra de la pena de muerte, por tanto, no puedo respaldar ese tipo de condenas", ha dicho.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

39 comentarios

Luciana -

Hola, yo tambien estoy en contra de la pena de muerte y me parece que realizarla es revajarse al mismo nivel que los condenados, y tambien no hay personas superiores a otras para decidir cuando debe morir alguien. Solo Dios puede decidir eso. Jesús vino y murio crusificado en vez de que muriera uno de los peores asesinos de la época,vino para darnos vida y vida en abundancia y ya el hiso el sacrificio por todos nuestros pecados.. para que matar? mientras esten en la carcel tienen toda su vida para arrepentirse de los errores cometidos.

Dios los ama a todos =)

.

Pablo J -

La ejecución de la pena de muerte en que nos convierte?... El mango de la sartén cambia de mano y somos nosotros quienes nos transformamos en asesinos. Ninguno de nosotros debería tener una postestad tal como para arrebatar a una persona (por mal que haya hecho) su derecho a la vida, eso se escapa de nuestra potestad.
No a la pena de muerte en ningún caso!!

Patricia Perez Camara -

Nunca se puede estar a favor de la pena de muerte, ni siquiera si se usa para ajusticiar a un criminal de guerra. Esta forma de impartir justicia lo único que consigue es acercarnos más a los asesinos.

Ana Carrión Guijarro -

Que Sadam era un dictador que oprimió a su pueblo y a sus adversarios, un ser sin escrúpulos no cabe duda. Pero eso no quita que su ejecución en la horca sea un hecho que elogiar, sino todo lo contrario. No todos somos iguales y no nos podemos convertir en asesinos como él lo fue. Siempre he pensado que la soledad y la falta de libertad es lo peor que puede ocurrir, así que yo lo hubiera condenado a cadena perpetua, en vez de a pena de muerte. Además, creo que su muerte provocará más disturbuios entre suníes y chiíes.

Nydia Lorente -

Soy de la opinión de que lo peor que le pueden hacer a una persona es privarle de su libertad, sin lujos, con la única compañía de sí mismo. Igual pensaría en lo que hizo e igual no, quíen sabe. Lo que si se sabe es que Sadam fue un asesino, unos dicen que merecía morir y otros que no; se ve mucha sed de venganza y la venganza nunca fue buena.

Emma Bernardo -

En la Unión Europea está desterrada la pena de muerte. De no ser así, ¿toleraríamos que en algún país miembro estuviese vigente? Espero que no.
Hay que destacar que nadie se encuentra en el derecho de decidir si alguien se merece o no vivir, y menos un tribunal títere de EE.UU. como el que condenó a Sadam.
La pena de muerte no debería de estar vigente en ningún país, porque ¿qué pasa si se ajusticia a un millón de personas y entre ellos hay algún inocente? Mientras sigan vivos podrán demostrar su inocencia, porque si ya están muertos, nada ni nadie les devolverá lo que injustamente les quitaron.

Sara Arias -

Si hay algo claro en todo esto es que Sadam hizo mucho daño y tenía que pagarlo, pero no así. La pena de muerte es algo que no se merece ni el ni nadie y además lo único que han conseguido con todo esto ha sido convertir a Sadam en un martir...

Leticia -

Lo más vergonzoso es que sacaran en la televisión el momento en que le colgaban de la cuerda y su cadáver. La balanza se puede torcer y caer sobre alguno de nosotros entonces, muchos de los que estaban con la pena de muerte dirían no.
Por lo de quejarse de una cosa y de la pena de muerte no, señores bienvenidos a los malditos contrastes del mundo, siempre en beneficio de cada uno y una locura permanente.

María José Establés -

¿que derecho tenemos sobre la vida de los demás? Nadie tiene derecho a matar a nadie, por muy asesino que sea uno. Es rebajarse a su nivel, a mi forma de ver las cosas...

MJ -

Debo parecer imbécil, para algunos) si digo que un crimen me parece algo horrible y sin posible justificación. Y aún a riesgo de parecer imbécil, diré que no veo debate posible, ni más opinión posible (considerando, claro, un mínimo coeficiente intelectual) que la que mantiene la mayoría de las personas que han participado en el blog.
P.D. No soy imbécil, y no es que lo diga yo, puedo demostrarlo.

jose navareño garrido -

en ningun caso puede ser concebido como algo bueno la pena de muerte. Con la cual lo unico que consegumos es que sufran los familiares del condenado, aunque esto es muy bonito decirlo desde fuera, por que yo tengo un hijo y le mayan, y creo que aplicaria la pena de muerte por mi cuenta. No ahora enserio , si a muerto una vida or que matar a otra, a lo mejor consigue despues reinsertarse , ¿ qien sabe?

Sara Ayllón -

La vida es un don... y NADIE tiene derecho a perderla de esta manera...
Yo creo que no hay mayor dolor que la soledad, o que el olvido...pero la muerte... o mejor dicho, esta muerte?...en inhumano!!

Lucia -

Me han parecido tremendas las imágenes que han difundido por las televisiones de los momentos previos a la ejecución. Tremendas por varios motivos. En primer lugar porque no creo que con la muerte de ese personaje se haya solucionado nada. Bueno supongo que para los EEUU habra sido una auténtica victoria moral, y Bush habrá visto la ejecución con palomitas y todo. (Evidentemente desearía que lo hubieses juzgado como merecía, que se pudriese en la cárcel hasta que el mismo desease morir). En segundo lugar, me ha sorprendido enormemente la tranquilidad con la que Sadam Hussein apareció minutos antes de morir. Eso solo me reafirma a afirmar que el dicatador no se arrepintió en ningún momento de todas las salvajadas que cometió, ya en vida.
Ahora una cosa, supongo que los miles de kurdos o chiítas que padecieron las torturas y matanzas de esa dictadura, solo deseaban venganza. La venganza ha llegado, a mi entender, de un modo excesivamente mediatizado, y que sólo "legaliza" procedimientos parecidos para el futuro.

Me atrevo a afirmar también que la ejecución de Sadam Hussein, además de un castigo, ha sido la mejor garantía de su silencio.

Elvira Martínez Jiménez -

La pena de muerte es algo aberrante. actos como este me hacen plantearme para qué existen los derechos humanos. y como dice Irene, a uno si y a otros no... mientras Pinochet muere en su cama, colgamos a Sadam en una plaza pública cono si estuviéramos en la Edad Media. Entonces ya era una salvajada, pero que gente culta, como se supone que somos, esté a favor de la venganza más que de la justicia que sería un juicio (valga la redundancia) con una pena razonable para un dictador... simplemente me aterra.

Irene Moreno Palmero -

Ya ha sido ahorcado, y las imágenes previas a su muerte me han impresionado. ¡Qué frialdad!, al fin y al cabo es un hombre que ha cometido atrocidades enormes pero no merece morir asi. ¿Cómo es posible que todavía se aplique ese sistema? y no solo eso sino ¿ Merece cualquier ser humano morir por todos los "pecados" cometidos?
yo creo que no.

Marta -

Ulises, no hemos votado a Bush pero legitimamos la pena de muerte cuando no protestamos contra ella. Nadie pidió la pena de muerte para Pinochet, sino un juicio, hacerle responder por sus crímenes, devolver la dignidad a los muertos y a los vivos, haciéndoles ver que NINGUNA acción dictatorial puede acabar impune, que el derecho de expresión, de culto, la diversidad sexual, política... están por encima de todo. O de casi todo, porque cada uno, tiene como derecho fundamental el de la vida. Y todos, hoy, lo hemos violado.

leache -

La pena de muerte es un sistema arcaico y del medievo. Que hoy por hoy siga dándose en algunos paises me parece repugnante, pero en fin asi está el mundo...

pd: veo que a algunos por aqui les gustaria volver a los tiempos del garrote vil...

Azahara Morales -

La pena de muerte es inconcebible sobre todo en pleno siglo XXI. Sadam tiene que pagar por muchos actos a lo largo de su vida. Que lleven a cabo un juicio y le juzguen los años necesarios. No hace falta cortarle la cabeza y dar espectáculo como se hacia en la Edad Media. Pinochet por esta regla de tres también tendría que haber sido mandado a la horca, pero como tenía el respaldo de los EEUU se salvo incluso de la cárcel. ¿A esto se le llama justicia?, ¿Qué ocurriría con Sadam ahora, si aun contara con la relación de apoyo con EEUU? Se salvaría de toda pena por tener problemas psicológicos o algo parecido ¿no es así?

8a -

Para mi el mayor castigo sería que estos tiranos se pudrieran en la cárcel, esa es la condena, para que, aunque sea difícil, reflexionen sobre sus actos.
Matar a un asesino nos convierte en asesinos.

Rubén -

Si con esta muerte piensan traer más estabilidad a Iraq que esperen sentados.

Raquel C.M. -

NO a la pena de muerte.
¿Quiénes somos para decidir quién debe morir y quién no?
Sí, debe pagar por los crímenes que ha cometido, pero pienso que no hay peor condena que enterrarse en el olvido, en una cárcel sin lujos de la que no se pueda salir nunca.
Una vez más, EEUU demuestra que le queda mucho por recorrer en el camino de la coherencia.

ulises lazaro -

enhorabuena, ya han matado a Sadam. y ahora qué? el mundo es mejor sin él? creo que sigue igual... un asesinato es un asesinato, da igual quien lo ejecute y por qué. con hechos como el de esta noche, nadie podrá eliminar a Bush de la lista de grandes genocidas... Vergüenza me daría haber votado a ese impresentable como presidente

Teresa Villar -

Cuanta sed de venganza hay en el mundo. Es vergonzosa la posición de la Unión Europea y la ambigüedad de Zapatero en sus declaraciones.
La pena de muerte para nadie y en ningun lugar. La práctica de la pena de muerte nos hace a todos asesinos y desprestigiamos el valor de la ley.

Respecto a la posición de la Iglesia, es que no me sorprende lo más mínimo. Desde su nacimiento ha vivido inmersa en sus propias incongruencias, porque ella misma es incongruente.

Nahia -

En el mundo ya había un dictador menos cuando Sadam estaba en la cárcel. Ni el asesinato ni la tortura están justificados en ningún caso y por supuesto tampoco en nombre de la ley y la justicia.

Carmen Águeda -

Acabo de leer en el periódico que la condena a Sadam ya se ha hecho efectiva.
Ojo por ojo y todos ciegos.

José Manuel Martínez García -

Bueno!!jaja parece que levantó ampollas mi comentario!!Un minutito de silencio por Sadam??Vamos a ver, alguien es consciente de lo que supone mantener a un reo?aunque fuese una miseria, tiparracos como el que ha caido no merecen ser mantenidos por nadie.Sinceramente, paso de lo que EEUU o Europa digan sobre lo que ha pasado.Yo, me alegro de que hoy, en el mundo, haya un(...)menos.

Andrés (Óscar) -

Luego vinieron a por mi, pero ya era tarde.
Tienen la cara de ponerse en el mismo luegar del asesino, a peser de las denuncias de Europa entera... Pero como EEUU dicde que está bien, ¿alguien más se atreve a decir lo contrario? Pueden rodar más que cabezas...

Borja Robert -

Dónde están ahora los piadosos hijos de Dios que supuestamente han aprendido a poner la otra mejilla. Que consideran el orgullo y la ira pecados capitales. Por suerte esta hipocresía no es nueva y nos pilla a todos confesados.

Solo desde el punto de vista tan mezquino e infantil de la venganza al más puro estilo Talión se puede justificar el asesinato de Sadam (y, por supuesto, de cualquier otro humano). ¿En qué clase de mundo vivimos que hay gente que se jacta y se enorgullece de ceder al estado competencias sobre la vida y la muerte de la gente? ¿Acaso aporta algun tipo de beneficio ejecutar a alguien? Ni restaura dignidades, ni familiares, ni amigos, ni en este caso particular ni en ninguno. Solo justifica como razonable lo que el ajusticiado hizo: el asesinato.

Sylvia -

Creo que nadie tiene el derecho de decidir si quitarle la vida a alguién...Somos seres humanos y por lo tanto no debemos pensar, "como algunos creen", que somos dioses (hacerlo sería caer en el mismo rol de aquellos que pusieron en práctica un juego en el que las fichas eran vidas humanas, con sus exterminios masivos y sus imnumerables torturas).
La pena de muerte es una de las prácticas que precisamente aportan más dolor y desesperanza en el mundo actual; ya que en ningún caso ejercerla puede devolverle la vida a aquellos que ya nos dijeron "adios". Por eso debemos recapacitar sobre si está práctica nos trae verdaderamente aspectos positivos o si simplemente contribuye aún más, a que nos hundamos en el caos más profundo en el que solamente reina el odio, la venganza y el resentimiento...

Irene Zugasti -

La pena de muerte de Sadam no va a revivir a los muertos de su régimen, como dice Alberto. Ésta ejecución sólo me hace preguntarme porqué se "hace justicia" con un dictador asesino como es Sadam y no se hace contra políticos que no serán dictadores, pero sí son criminales de guerra...
Además su ejecución puede traer consecuencias muy graves en Irak. La siguiente horca, entonces, para George Bush.
Un Saludo

Javi -

Ante algunas opiniones, yo lanzo esta pregunta:
¿Qué hay más cruel que quitarle a una persona su mayor e imprescindible valor, la LIBERTAD? Si estamos en contra de dictaduras y todo tipo de barbarie, no caigamos en comentarios demagogos y radicales. El Estado de derecho que tanto defendemos,y nosotros, como parte de él, deberíamos alejarnos de cualquier tipo de ejecución, por muy asesino que sea el ejecutado.

Alberto Luque -

¿Qué ganamos matándolo? ¿Acaso van a volver a la vida los asesinados durante su régimen?

NaDiA -

No estoy deacuerdo con la pena de muerte, definitivamente matar a un asesino nos convierte en alguien como el, y entonces q es lo q juzgamos? Por un lado y por otro yo creo, q es la manera màs "fàcil" de eludir a alguien de sus responsabilidades, para mi la cadena perpetua es el mejor castigo, pues asi tendra el resto de su vida para lamentarse de haber perdido uno de los derechos màs preciados: la libertad.

Ojo por ojo y el mundo acabarà ciego...

Sonia Sanz -

¿Y convertirnos en lo mismo que ellos? Nunca. Que tengan todo el tiempo del mundo para pensar en lo que hicieron en la cárcel de por vida si hace falta, pero nunca ejecutar; no somos más que ellos para decidir eso. Lo que deberíamos vigilar es que se cumplan las condenas, basta de engaños y tretas para quitarse años, años que quitarona otros de vida. De eso nada.

María Ibáñez Fdez -

No creo que nadie tenga derecho a quitarle la vida a una persona, sea quien sea, y, haya hecho lo que haya hecho. No se tiene que pagar con la misma moneda.
Si porque una persona robara, todos robáramos… que sería de la sociedad.

Muñoz -

¡No doy crédito a lo que leo en el anterior post...!¿Qué torturen a Sadam Hussein y tenga una muerte lenta y dolorosa?Amigo, esa teoría es la que practica el Sr. Bush y sus amiguitos neofascistas. Nadie merece la muerte, ni mucho menos la tortura, esas son dos palabras que deberían ser eliminadas del vocabulario de toda persona racional y consciente.

José Manuel Martínez García -

Estoy de acuerdo con Teresa.Y como matar a alguien por justicia quizá es un poco...fuerte, lo que yo propongo es que, pior ejemplo a Sadam, le torturen.Que tenga una muerte lenta y agoniosa.Que sea consciente día a día de que va a morir antes o despues.Que todos los días le arranquen un diente de cuajo.Cuando no tenga dientes, todos los días una buena inyección de pimienta.Que le hagan morir de hambre y de sed.Que el encierren en una oscura, humeda y fría celda.Es lo que se merecen tiparracos de la talla de sadam y todos los que ha puesto don nesemu.

Neus -

En mi opinión, nadie merece la pena de muerte. Tan asesino es el que mata a un inocente como el que mata a una persona que ha matado a otra.

Teresa Montesinos -

Según mi opinión si hay gente que merece la pena de muerte, ¿por qué deben tener un juicio justo?¿acaso esos delincuentes dieron otra opción,que no fuera la muerte, a sus víctimas? Puede parecer duro pero es lo que pienso...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres