Blogia
J. C. García Fajardo

Caminar con la cabeza en los pies

"Tenemos que plantearnos si la política de Occidente no es demasiado dócil a las presiones norteamericanas. Porque también podemos preguntarnos si la política de Bush no es el mejor camino para multiplicar los movimientos como Hezbolá, hasta conseguir lo que ninguna Liga Árabe ni otros movimientos habían conseguido hasta ahora: unir a los pueblos árabe e islámico contra Occidente.
Algo en la política de Occidente con respecto a ese Oriente marcha cabeza abajo, con los pies como sede del pensamiento. Occidente tiene que dar la vuelta a esa política, pensarla con la cabeza, mirando el interés de los seres humanos y no el del mundo de los negocios. La política y su complemento, la diplomacia, tienen que tomar el timón. De otro modo, nosotros mismos estaríamos socavando la civilización".  S. Carrillo, en El País

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Sinclair -

Pero si el dinero sigue pasando por encima de nuestras cabezas o por debajo de nuestros pies, qué más da decapitar o amputar.
Y ellos lo saben, como saben mantener la boca cerrada para no interferir en el flujo.
Y todos lo sabemos (¿o eso es un poco pretencioso?), como también sabemos que interesa mantener ese cisma entre oriente y occidente (eso seguro que es pretencioso). Para seguir con ese enemigo común, ese enemigo de la libertad y la democracia que, por cierto, tiene mucho, mucho petróleo debajo de sus pies. ¿Qué más da amputárselos?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres