Blogia
J. C. García Fajardo

Interesante artículo de Lluis Bassets sobre las pruebas nucleares

Cuatro 'hiroshimas' 
Little boy tenía una potencia de 15 kilotones y su explosión el 6 de agosto de 1945 terminó con la vida de 140.000 personas. Nunca una sola bomba había conseguido ni conseguiría nunca más hasta hoy unos efectos tan letales. Fat man, la que cayó tres días más tarde sobre Nagasaki, con una potencia de 21 kilotones, produjo la mitad de víctimas mortales. La explosión anunciada el pasado lunes por las autoridades de Corea del Norte no alcanzó ni siquiera un kilotón de potencia, a pesar de que se esperaba la detonación de una bomba nuclear de cuatro kilotones. Ya se está considerando muy seriamente la posibilidad de que haya sido una explosión fallida, o incluso un fraude destinado a blandir la amenaza nuclear sólo con la detonación de simples explosivos químicos. Del régimen cruel y grotesco del Querido Líder, Kim Jong-il, puede esperarse cualquier cosa. Los muertos por violencia en Irak eequivalen a cuatro Hiroshismas.
Las cifras escalofriantes de Hiroshima y Nagasaki cerraron la guerra mundial en el Pacífico. Se intentó justificar aquella matanza de civiles inocentes mediante los beneficios de la paz. El argumento no sirve todavía para la guerra de Irak, con sus cuatro hiroshimas, puesto que no ha terminado, no tiene visos de terminar y no se sabe de nadie que conozca el camino que conduce a su final. Los muertos civiles de esta guerra tienen su origen, en una primera y ya muy sangrienta etapa, en los bombardeos americanos; y luego en los atentados terroristas mediante coches bomba, y en los ataques y enfrentamientos sectarios, incluida la actividad de escuadrones de la muerte formados por policías y militares de las comunidades enfrentadas. Los secuestros, las desapariciones y el funcionamiento de checas y cárceles privadas son el pan de cada día. Constantemente aparecen montones de cadáveres de personas asesinadas después de haber sido torturadas: 110 cuerpos han sido localizados en Bagdad en estas condiciones desde este lunes. En Irak no rige ley alguna ni nadie impone el orden, si no es en las áreas estrechamente vigiladas de las bases americanas y británicas y de las zonas gubernamentales. La guerra civil cabalga alegremente por todo el resto del territorio iraquí, por más que moleste esta expresión a la propaganda del Gobierno americano.
Toda esta matanza interminable no ha servido para introducir la democracia en Irak y en la zona. Tampoco para cortocircuitar el terrorismo. Menos todavía para evitar la proliferación de las armas de destrucción masiva que Sadam Husein no tenía. Sus efectos han sido los contrarios: no hay democracia en la región y ya se ha visto que queda de la que hay en Líbano y en Palestina. Irak es una enorme fábrica del terrorismo mundial. Y los estados gamberros se proveen de armas de destrucción masiva para evitar que Bush haga con ellos lo que hizo con Sadam Husein. Toda Asia sabe muy bien el peligro real que entraña la prueba nuclear de Pyongyang. Pero mientras arda Irak, la bombita del Querido Líder es el dedo que mira el tonto cuando le señalan la luna.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

7 comentarios

Ignacio -

Autor: Igancio Álvarez Prieto

Todos los regímenes dictatoriales siempre tratan de dar la nota. El tiro por la culata de Bush, aconsejado por las multinacionales, de invadir Irak y Afganistan, y dios quiera que no haga lo mismo con Iran y Corea del Norte, no ha hecho más que empeorar la situación. La democracia no se impone matando a los ciudadanos, ni implantando la inseguridad. Tampoco es necesario poner más leña en el fuego, la verdad. La energía nuclear es de todos, y no hay que limitarla a unos pocos que supuestamente tienen el poder. Con esto no quiero decir que se emplee par bombas atómicas. No queremos una nueva guerra fría, que se caliente de verdad. Abajo los totalitarismos, y demás demonios de la actualidad, y que creíamos del pasado.

Igancio Álvarez Prieto -

Todos los regímenes dictatoriales siempre tratan de dar la nota. El tiro por la culata de Bush, aconsejado por las multinacionales, de invadir Irak y Afganistan, y dios quiera que no haga lo mismo con Iran y Corea del Norte, no ha hecho más que empeorar la situación. La democracia no se impone matando a los ciudadanos, ni implantando la inseguridad. Tampoco es necesario poner más leña en el fuego, la verdad. La energía nuclear es de todos, y no hay que limitarla a unos pocos que supuestamente tienen el poder. Con esto no quiero decir que se emplee par bombas atómicas. No queremos una nueva guerra fría, que se caliente de verdad.
Abajo los totalitarismos, y demás demonios de la actualidad, y que creíamos del pasado.

Fer -

Adelante, entonces.
Ya tengo un par de temas para proponer en el CR. Mandaré un mensaje al CCS para que empezar a ponerme con ellos si son covenientes.

Nesemu -

Chela, adelante. Contamos contigo tanto en este blog como en el Consejo de Redacción del CCS: tú desde NY y Jorge desde Ottawa,y otros desde distintos lugares: El Cisane negro, Fran, Tayacán, Sergei, Laura etc

Fer (Chela) -

Profesor,

desde la distancia y ya incorporado a la red de redes con internet en el nuevo piso, me he puesto al día de sus mensajes en el blog. Grandes temas como siempre. Espero que por Madrid todo bien. Por aquí, ya sabe, con el corazón a la escucha. Un abrazo

mocito -

El Querido Líder necesita justificar de alguna forma efectiva el altísimo presupuesto dedicado al desarrollo armamentístico mientras millones de norcoreanos se aprietan el cinturón. ¿No quiso Truman justificar el coste del Proyecto Manhattan? Posiblemente las bombas de Corea del Norte no sean tan potentes como Hombre Gordo o Muchachito. No borran ciudades, de momento, pero sacuden el panorama geopolítico de Extremo Oriente. Para que nadie olvide de que el régimen está ahí.

MaMuBoetti -

Este artículo, que relaciona ineludiblemente, la cercana crisis nuclear con Corea del Norte y la guerra de Irak, haciendonos ver que todo tiene una causa y unos efectos en la sociedad internacional, me recuerda un buen video clip de un grupo llamado A Perfect Circle, que no sólo intentó sonar bien y acompasarlo con las imágenes, sino que introdujo un mensaje protesta bastante interesante en mi opinión. El tema es Counting Bodies like Sheep to the Rhythm, y os dejo un enlace de youtube por si os pica la curiosidad. Buena música, y un video q da mucho que pensar http://www.youtube.com/watch?v=UxZ8rQktPWs
Hasta la próxima
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres